top of page

La ansiedad

Por el Pastor Carlos Cancino Campos




Proverbios 3:5-6, Mateo 6:25-34, Filipenses 4:6-7, 1 Pedro 5:7


“»Por eso les digo que no se preocupen por la vida diaria, si tendrán suficiente alimento y bebida, o suficiente ropa para vestirse. ¿Acaso no es la vida más que la comida y el cuerpo más que la ropa? Miren los pájaros. No plantan ni cosechan ni guardan comida en graneros, porque el Padre celestial los alimenta. ¿Y no son ustedes para él mucho más valiosos que ellos? ¿Acaso con todas sus preocupaciones pueden añadir un solo momento a su vida? »¿Y por qué preocuparse por la ropa? Miren cómo crecen los lirios del campo. No trabajan ni cosen su ropa; sin embargo, ni Salomón con toda su gloria se vistió tan hermoso como ellos. Si Dios cuida de manera tan maravillosa a las flores silvestres que hoy están y mañana se echan al fuego, tengan por seguro que cuidará de ustedes. ¿Por qué tienen tan poca fe? »Así que no se preocupen por todo eso diciendo: “¿Qué comeremos?, ¿qué beberemos?, ¿qué ropa nos pondremos?”. Esas cosas dominan el pensamiento de los incrédulos, pero su Padre celestial ya conoce todas sus necesidades. Busquen el reino de Dios por encima de todo lo demás y lleven una vida justa, y él les dará todo lo que necesiten. »Así que no se preocupen por el mañana, porque el día de mañana traerá sus propias preocupaciones. Los problemas del día de hoy son suficientes por hoy.” — ‭‭Mateo‬ ‭6‬:‭25‬-‭34‬‬


Durante los últimos años, hemos estado viviendo en un mundo que nos provoca ansiedad. Pero no es bueno que la ansiedad nos controle, somos nosotros los que debemos controlar la ansiedad. La ansiedad, es un estado de inquietud, temor e inseguridad; causados por circunstancias del pasado, presente o futuro. ( es decir situaciones que no han ocurrido).

Los seres humanos necesitamos cierta ansiedad; pero demasiada ansiedad puede afectarnos negativamente. La ansiedad nos afecta en la productividad. En la forma en que tratamos a otros , la ansiedad perturba nuestra conducta. La ansiedad repercute en nuestra salud.

Se ha comprobado que un 70% de las enfermedades son reacciones psicosomáticas; provocadas por la ansiedad. Ej: Colon irritable.


Jesús en este pasaje nos entrega dos razones para no estar ansiosos y 5 consejos para controlar nuestra ansiedad

¿Por qué razón según Jesucristo no debemos estar ansiosos?

1.- El mismo Dios que nos dio la vida, tiene la capacidad y el poder de cuidar de cada detalle de ella. “»Por eso les digo que no se preocupen por la vida diaria, si tendrán suficiente alimento y bebida, o suficiente ropa para vestirse. ¿Acaso no es la vida más que la comida y el cuerpo más que la ropa?”……

2.- Dios no ignora a aquellos que dependen de él; el siempre nos da lo que necesitamos. Porque él conoce nuestra necesidad “Esas cosas dominan el pensamiento de los incrédulos, pero su Padre celestial ya conoce todas sus necesidades.


Consejos para controlar la ansiedad

1.- Poner las prioridades en el lugar correcto

Primero Dios y después todo lo demás “Busquen el reino de Dios por encima de todo lo demás y lleven una vida justa, y él les dará todo lo que necesiten.” Debemos volvernos primeramente a Dios para nuestra ayuda , es a Él a quien debemos buscar primero, nadie puede ocupar su lugar. Debemos confiar primeramente en él, tomar su carácter, obedecerlo. ¿Que es lo realmente importante ??


2.-Vivir un día a la vez.

Vivimos preocupados del día de mañana, adelantando preocupaciones. No es malo planificar el día de mañana, lo malo está en preocuparse. »Así que no se preocupen por el mañana, porque el día de mañana traerá sus propias preocupaciones. Los problemas del día de hoy son suficientes por hoy.” No debemos permitir que las preocupaciones del mañana , afecten nuestra relación con Dios hoy.


3.- Cambia tus preocupaciones, por oraciones

“No se preocupen por nada; en cambio, oren por todo. Díganle a Dios lo que necesitan y denle gracias por todo lo que él ha hecho. Así experimentarán la paz de Dios, que supera todo lo que podemos entender. La paz de Dios cuidará su corazón y su mente mientras vivan en Cristo Jesús.” — ‭‭Filipenses‬ ‭4‬:‭6‬-‭7‬‬

Quien ora más, se preocupa menos.


4.- Toma acción

Preocupación e inquietud no es lo mismo, la preocupación inmoviliza, en cambio la inquietud nos mueve a la acción. Debemos hacer lo que podamos, hay cosas que no podemos hacer y solo le corresponde a Dios. No permanezcamos en los problemas, debemos ocuparnos de ellos, porque no tiene ningún sentido preocuparnos sin hacer nada.


5.- Enfocarse en las promesas de Dios y confiar en Él

Debemos imitar a los niños, ellos confían en sus padres. Nosotros también tenemos un padre, aún mejor que los terrenales. Él nos prometió darnos siempre lo que es mejor

En tiempos de ansiedad, siempre debemos buscar el rostro del Señor, porque solo en él podemos encontrar consuelo y fortaleza.

“Pongan todas sus preocupaciones y ansiedades en las manos de Dios, porque él cuida de ustedes.” — ‭‭1 Pedro‬ ‭5‬:‭7‬‬

“Confía en el Señor con todo tu corazón; no dependas de tu propio entendimiento. Busca su voluntad en todo lo que hagas, y él te mostrará cuál camino tomar.” — ‭‭Proverbios‬ ‭3‬:‭5‬-‭6‬‬

5 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo