top of page

Un refugio Espiritual en Mantilhue

Proyecto Centro Recreativo y Retiro Espiritual de Comunidad Cristiana del Reino de Dios



La comunidad cristiana del Reino de Dios se embarca en un proyecto inspirador y significativo: la creación de un Centro Recreativo y Retiro Espiritual en la localidad de Mantilhue. Este proyecto, que abarca el periodo comprendido entre 2020 y 2025, se erige en un terreno de 10.064 m2, donde la visión de una comunidad unida en la fe se materializará en estructuras destinadas a promover la recreación, el retiro espiritual y la convivencia fraternal.


El terreno, dotado de infraestructuras fundamentales, como cocina, servicios higiénicos, redes de electricidad, agua potable, alcantarillado y gas, será el lienzo sobre el cual se plasmará esta iniciativa tan esperanzadora. Un pozo profundo asegurará el suministro hídrico necesario para sustentar las actividades planificadas. La importancia de contar con estas bases sólidas subraya la dedicación de la comunidad a la creación de un espacio que sea no solo físicamente robusto, sino también espiritualmente edificante.




El núcleo del proyecto se enfoca en el establecimiento de un centro recreativo que abarcará áreas deportivas, espacios de esparcimiento y, sobre todo, lugares diseñados para acampar. Estas áreas, meticulosamente planificadas, reflejarán el compromiso de la comunidad cristiana en proporcionar un ambiente donde la conexión con la naturaleza y la comunión espiritual se fusionen armoniosamente.


Dentro del terreno, se erigirán construcciones específicas destinadas a la recreación y al retiro espiritual. Un salón de reuniones será el epicentro de la comunión, mientras que baños para hombres y mujeres, un pañol de herramientas y otras instalaciones complementarias fortalecerán la funcionalidad del lugar. La división del terreno en dos zonas de acampar, separadas por un salón principal, subraya la intención de crear un ambiente diverso y accesible para todos los miembros de la comunidad.






Además, se edificarán zonas dedicadas a servicios esenciales, como salas de primeros auxilios, bodegas y lavandería. Estas instalaciones están diseñadas para garantizar el bienestar y la comodidad de todos los participantes, consolidando así la premisa de que este centro recreativo y de retiro espiritual sea un refugio para el cuerpo, el alma y espíritu.


La planificación también abarca un sector de esparcimiento que incluirá cabañas rodeadas de zonas de juegos infantiles. Este enfoque en la diversión y el crecimiento espiritual de las generaciones jóvenes destaca la visión a largo plazo de la comunidad, que aspira a ser un faro de inspiración y guía para las futuras generaciones.





La incorporación de una piscina, destinada a niños, jóvenes y adultos, añade un elemento refrescante al proyecto, ofreciendo una opción para la relajación y el disfrute en medio de las actividades recreativas y espirituales. La construcción de una cancha de fútbol 7 y dos canchas de voleibol refleja la dedicación de la comunidad a fomentar la actividad física y el compañerismo a través del deporte.





La arborización planificada para todo el terreno no solo busca embellecer el entorno, sino también crear una atmósfera que propicie la reflexión y la conexión con la creación. Este aspecto ambiental refleja el compromiso de la comunidad cristiana con la conservación del entorno y la promoción de un equilibrio armonioso entre la creación y la creatividad.





Un sector vital pero a menudo pasado por alto es la zona de estacionamientos, estratégicamente emplazada entre la zona deportiva y el área de carpas. Este diseño perspicaz demuestra la atención minuciosa a los detalles y la intención de optimizar la logística para que los participantes puedan acceder fácilmente a las instalaciones, permitiendo así una experiencia más fluida y agradable para todos.




En este emocionante viaje hacia la concreción de un sueño, nuestra comunidad cristiana expresa su agradecimiento más sincero a nuestro Dios, reconocido como el proveedor de herramientas y materiales, así como a todos los hermanos y hermanas que han donado su tiempo y esfuerzo para la ejecución de esta obra. Este proyecto trasciende lo físico; es un testimonio de la fe en acción, un faro de esperanza en un mundo que, a veces, necesita recordar la importancia de la comunión y el retiro espiritual y la vida como familia en Cristo. Que este centro recreativo y retiro espiritual en Mantilhue sea un recordatorio duradero de la gracia y fidelidad de nuestro Dios.







307 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

コメント


bottom of page